lunes, 29 de diciembre de 2008



"No tengo voz para decirlo por eso vengo y te lo escribo, he deshonrado a mis principios... otra vez!"


HS

mjm mjm...

sábado, 13 de diciembre de 2008


11:09
Hoy desperté romántico y con frío del que sólo se quita acompañado
Hoy, antes de pararme de la cama y abrir la ventana, contemplé, el cuadrado techo con sus grietas hechas a propósito como remolinos de pintura.
Hoy, antes de cualquier cosa, tu música escuche, en mi mente dando vueltas y con susurros de mi boca, retumbaba en las paredes y elevaba el corazón, dejando mi interior vacío.
12:37
El final entristece y carece de personalidad, tan frío y cortante como todos los finales, agudo y preciso, una semana nada mas, y después a volver a comenzar, pero así de redonda mi vida es.
12:40
El tener un lugar propio me hace sentir independiente, aunque no económicamente, independiente.
Hace algunos domingos ya, regresaba de la calle, el camino a casa es algo largo, pero la hora era mi favorita.
6:30
No sabes si es de día o es de noche, el aire comienza a ser mas frío y fuerte.
El viento entraba por la ventana y yo me esforzaba por que el camino fuera mas largo aún, por que disfrutaba mucho ese momento... la música cambió y ahí fue cuando mi domingo también.
Sin pensarlo y por mas cursi que siempre me ha resultado esa idea, cante como si estuviera solo, que si lo estaba y en el éxtasis de un corto imaginario, dijeron acción, mi toma iniciaría cuando el semáforo cambiara a verde.
No había frases ni lineas que decir, tenia que parecer triste, tenia que proyectar todo menos la felicidad que me invadía en ese momento, al fin la luz cambió y aceleré, rápidamente repetí la canción que sonaba y mi cara comenzó a cambiar, gracias al aire y también a que yo estaba completamente dentro de mi papel, así, lentamente unas gotitas comenzaron a escurrir de mi ojo izquierdo, mi nariz se tapaba lentamente y afuera se hacia mas obscuro, tocaba mi cabello como muestra de tristeza y desesperación, todo tenia que ser creíble, maneje completamente en linea recta y antes de llegar a casa, la toma terminó, me felicitaron y modestos aplausos sonaron en el fondo, yo feliz y con mi autoestima hasta el cielo, baje del auto, tome mis llaves y me fui.